De Nocito a Vadiello

De Nocito a Vadiello

 

La excursión prevista para el domingo solo sufrió una variación, y es que en vez de partir de Vadiello a Nocito, lo hicimos de Nocito a Vadiello, los motivos eran varios, uno, que por  la sierra se estaban desarrollando unas carreras de montaña,  que tenían su punto neurálgico en Nocito, a si que  para no ser un estorbo, solo  llegamos a Nocito y tras dejar el autobús nos pusimos en marcha, eso si,  el conductor nos dijo que luego se había encontrado innumerables  vehículos en  dirección Nocito que por aquella  pista, le hicieron parar mas de una vez  con el fin de  pasar sin tener ningún percance. El otro motivo que dijo José, es que  era preferible este sentido por los desniveles previstos  en el recorrido. Pues bien por un motivo o por otro. La cosa es que  hicimos  una muy bonita excursión bajo un sol de justicia y un calor infernal. 

Partimos de Nocito, siguiendo el curso del Río Guatizalema, dejando atrás el mesón,  al principio por pista pero pronto empezamos una buena senda dejando la pista y el río  muy por debajo de nosotros. Llegamos al cruce con el barranco de La Pillera por donde se sube al Tozal de Guara (por Petreñales). Lo dejamos atrás, y siguiendo la senda que entra y sale por zona soleada y umbría,  llegamos al primer cruce del río. Este lo realizamos sin incidencias, unos  saltando de piedra en piedra y otros mojándose los pies, pues con el día  que hacia apetecía mucho. Almorzamos al amor de la sombra  junto al río, disfrutando del frescor y rumor del agua, tras este descanso, nos metidos de lleno en el antiguo camino de los Carboneros, entre carrascas y matorral por la falda Oeste de Fragineto con subidas y bajadas en una trayectoria paralela al cordal del pico. Al cabo de un buen rato salimos de la zona umbría y  tras una buena bajada llegamos al río nuevamente,  por este trozo ya se empieza a divisar el Boron.   Abandonando la senda de carboneros cruzamos el río,  esta vez ya directamente por el  agua, pues alguna riada,  se ha llevado  una de las piedras que para cruzar estaban  colocadas, convirtiendo el paso en intransitable, no nos importa, porque el agua esta muy buena,  hasta nos demoramos  un poco disfrutando del momento.

Tras este paréntesis, seguimos por la senda hasta alcanzar los miradores bajo el Proyectil y el Boron. Ya en la vertiente de Vadiello, volviendo a bajar casi hasta rozar la cola del pantano. Sólo nos queda como plato fuerte  la subida de la pedrera sobre la base del Borón de casi 180 metros con una pendiente media del 35% aproximadamente. Nos armamos de valor y tras un lento progreso y sudando a mares porque el calor en este punto es importante, ya que esta muy expuesto y las sombras brillan por su ausencia, llegamos al punto final de este tramo, coronado por un hito de  grandes dimensiones y una tabla de interpretación. Con el alivio que supone haber alcanzado uno de las metas duras previstas para el día, paramos a respirar y a contemplar lo que se abre ante nuestros ojos, El Huevo, La Peña de San Cosme, el agua verdosa del pantano que de tan verde parece que  se haya solidificado etc.

Tras bajar por varias canchaleras de piedra,  llegamos a una zona umbría, en la que aprovechamos para parar a comer un poco, descansar y   rehidratarnos pues la progresión por  estas sendas nos ha dejado con las energías bajo mínimos.

Seguimos y  en muy poco rato, aunque algunos lo dilatamos  parándonos a fotografiar todo  lo que se ponía por delante, llegamos a la presa, ya casi el fin del recorrido, tras pasar los túneles, ya vemos el autobús esperándonos. Nos cambiamos y emprendemos la marcha con el punto de mira puesto en la cervecita que nos vamos a tomar, tras parar en dos sitios para ello, y no  obtener lo que buscabamos, decidimos llegar a la carretera y parar en la gasolinera, después de un par de maniobras de ida y vuelta, llegamos a la gasolinera y  nunca antes me había estado mas buena una cerveza con limón, como la que  me tome, hablo por mi pero creo que la opinión era general.  Ya que estábamos medio deshidratados.

Tras esta parada “hídrica”  emprendemos la marcha para llegar a Barbastro, por supuesto muy contentos y comentando  que el día ha sido un poco rompe rodillas, pues las continuas subidas y bajadas creemos que nos pasaran factura, pero como la  excursión ha sido tan bonita, no lo tenemos en consideración, y….. Así ya pensando en la próxima….llegamos a Barbastro donde nos despedimos…. ¡¡¡¡hasta la próxima!!!!

He puesto fotos de la excursion en Picasa.


Artículos relacionados

Camino del Destierro de San Ramón: Barbastro – Roda de Isábena. Roda de Isábena – Hospital de Vielha

Camino del Destierro de San Ramón Barbastro a Roda de Isábena (68 km) Roda de Isábena a Hospital de Vielha

El Cares y turismo por Asturias

RUTA  DEL CARES – Segunda parte de Montañeros por Asturias Empezamos en Panes, pueblo donde hemos pernoctado,  siguiendo las instrucciones

Dia del Senderista, 2013

El pasado día 27 tuvo lugar el encuentro en Sabiñanigo del día del senderista, siendo la xv edición de  dicho

Sin comentarios

Escribe un comentario
No hay comentarios

Escribe un comentario

Your e-mail address will not be published.
Required fields are marked*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies ACEPTAR